¡Tocado, encontrado!

14,94 El precio incluye el IVA

¿Quién no conoce a esos duendes que se meten en el cuarto de los niños y niñas a hurtadillas para esconderles sus juguetes? ¡Ahora los jugadores pueden recuperarlos todos! Al exclamar: «¡Tocado, encontrado!», todos tratan de encontrar el objeto buscado palpando en las bolsas mágicas. Quien se equivoque, se queda con las manos vacías esa ronda. Ahora bien, quien tenga buen tacto en la punta de los dedos, ¡podrá recuperar un juguete perdido!

Descripción

¿Quién no conoce a esos duendes que se meten en el cuarto de los niños y niñas a hurtadillas para esconderles sus juguetes? ¡Ahora los jugadores pueden recuperarlos todos! Al exclamar: «¡Tocado, encontrado!», todos tratan de encontrar el objeto buscado palpando en las bolsas mágicas. Quien se equivoque, se queda con las manos vacías esa ronda. Ahora bien, quien tenga buen tacto en la punta de los dedos, ¡podrá recuperar un juguete perdido!

  • con cartas en blanco para dibujar en ellas y ampliar el juego
  • con 10 objetos de madera
  • con una variante adicional tranquila
  • nueva edición revisada del clásico juego educativo de éxito

Instrucciones del juego

Edad: 3 – 6 años
Tipo de juego: Sensorial
Aprendizaje
Idioma de las instrucciones del juego: alemán
francés
neerlandés
italiano
inglés
español
Número de jugadores: 2 – 4 personas
Duración del juego: 5 – 10 min
Material: haya, cartón, poliéster

  • Meter 8 piezas de madera en las bolsitas y colocarlas en el centro de la mesa. Preparar las cartas correspondientes apiladas boca abajo.
  • Destapar la primera carta y, tras la señal, comenzar a buscar todos al mismo tiempo la pieza de madera correcta en las bolsitas.
  • El jugador que crea haber encontrado la pieza correcta palpando, debe gritar: “¡tocado, encontrado!”; abrir la bolsita y comprobar.
  • ¿Es correcta? Coger la carta como recompensa. Introducir la pieza de nuevo en la bolsa, colocarla en el centro de la mesa y mezclar
  • ¿Es incorrecta? Introducir la pieza de nuevo en la bolsa, colocarla en el centro de la mesa y mezclar. El resto de jugadores puede intentarlo de nuevo.
  • El juego termina cuando se haya agotado toda la pila de cartas. Gana el jugador que haya conseguido el mayor número de cartas.
  • El juego puede ampliarse utilizando objetos cotidianos y dibujándolos en las cartas.